Apuntes pascuales

Respuesta a una encendida felicitación pascual:

"¡FELICIDADES TAMBIÉN PARA TI! Incontables tesoros nos aguardan al otro lado del sepulcro abierto, en el hueco dejado por Cristo, que es el mundo".

Y la Pascua siempre estará en sordina, por las sombras de esa oquedad, mientras aguardamos la Parusía. Leo en el diario de Bloy:

"27 de febrero. Martes de carnaval. "Revolución" en el Yonne. Algunos mequetrefes agitan este departamento, donde no cesan de vociferar como monstruos, en la ciudad y en el campo: "¡Abajo la Patria!", clamor que haría fácilmente de mí un homicida. Es extraordinario que un país esté gobernado, hipnotizado, enfurecido, enloquecido por un grupo de necios que tienen la escoria y que piensan ocultarla bajo un sofisma de mala calidad".

Como consuelo, como loriga, y como alimento, una historia inacabada.

No hay comentarios: